Universidad Maimónides: Escuela de Multimedia
1 enero 2003

Aplicación de la multimedia al e-learning

Por Multimedia Maimonides
  • facebook
  • google plus
  • twitter

La conferencia dictada por el Lic. Darío Saeed trató sobre la aplicación de la multimedia al e-learning.

El e-learning es un proceso educativo bastante nuevo, que surgió gracias a la evolución tecnológica y basa, netamente, su existencia en las tecnologías de la información.
Actualmente, es muy exitoso y tiene gran requerimiento en el mercado, gracias a la gran cantidad de beneficios que trae, si se quiere ahorrar gastos, o también por cuestiones de comodidad.

Hoy en día, cada vez más empresas buscan capacitación a distancia para sus empleados; esto les trae una serie de beneficios bastante considerable si tenemos en cuenta que las empresas buscan la mayor productividad posible al menor costo. Por ejemplo, como bien explicó el licenciado, cuando una empresa necesita capacitar a sus empleados, se le genera un costo importante, ya que para llevar a cabo dicha capacitación la empresa se debe hacer cargo de un serie de gastos que podrían evitarse, tales como: viáticos, hospedaje, comida, seguros, entre otros, sin tener en cuenta el valor del curso, más la perdida de productividad por los días en los que se desarrolle la capacitación. Con la aplicación del e-learning, los empleados pueden capacitarse a distancia y queda a criterio de la empresa el tiempo y el lugar físico donde lo harán, ya sea desde la propia empresa, dedicándole una determinada cantidad de tiempo a la capacitación y quizás suprimiendo horas de trabajo o, tal vez, cada empleado podría hacerlo desde su hogar y a su tiempo.

Cualquiera que sea el criterio de la empresa para la aplicación del e-learning, la realidad es que este método le permite ahorrar gastos innecesarios y evitar peder productividad a la hora de realizar una capacitación. Quizás este sea el motivo principal por el que esta técnica ha tenido tanto éxito y crezca un 40% anualmente. Por otro lado, no solo se aplica en capacitaciones, sino también en gran parte del campo educativo. Existen carreras terciarias y universitarias que se desarrollan a distancia, quizás en este caso, sea por una cuestión de comodidad más que económica.

Así como el e-learning trae muchos beneficios, también depende como este método es elaborado. En muchos casos se lo ha desarrollado "mal", con el fin de ahorrar costos. Se han realizado planes de e-learning que estaban muy lejos de serlo y de cumplir con las expectativas básicas para que su aplicación fuera eficiente. Es el caso de lo que se llamó e-reading, vendido como un "falso" e-learnig, que aparenta ser lo mismo, pero no es más que un procedimiento de autoaprendizaje en el que se cuenta con herramientas similares que en el e-learnig, como por ejemplo, textos, guías, videos y que al mismo tiempo intenta cumplir la misma función, pero a la hora de comparar resultados deja mucho que desear; por tal motivo, hoy en día, ha sido descartado como técnica eficiente para el sistema de educación a distancia.

El éxito del e-learnig se basa en tener un tutor que pueda responder dudas y consultas, ya sea a través de un chat, por mail, en un blog, y de esta manera reducir la brecha que existe entre realizar un curso o capacitación a distancia y realizarlo de forma presencial. Es muy evidente que cualquier persona prefiere y le es más propicio realizar una cursada presencial, donde puede evacuar sus dudas al instante y , al mismo tiempo, quizás tener una mayor capacidad de comprensión del tema que se explica. Por ello la gente también espera y necesita mucho más de la multimedia aplicada al e-learning, ya que con la posibilidad de contar con un tutor "virtual" no basta, sino que también depende del nivel de interactividad, que el sistema le brinde al usuario. Está comprobado que a través de imágenes, sonido, animaciones, etc., el estudiante retiene un volumen mucho mayor de información, que si por ejemplo solo contara con un texto.

Entonces, es muy importante también la aplicación al método de e-learning de dispositivos o herramientas multimedia cada vez mayores, para así lograr cada vez resultados más óptimos y disminuir al mínimo la brecha entre hacer un curso presencial y cursar a distancia.